Historia del Cine Mudo: Características, películas y actores

Algunos teóricos consideran el «Cine Mudo» desde los inicios del cine hasta 1929. Otros, como el equipo de HistoriaDelCine.es, lo hemos establecido desde mediados de la década de 1910 hasta los años 30. Lo consideramos independiente del cine primitivo (que también era mudo), debido a que tiene una serie de características distintivas que hacen de la época del cine mudo, un periodo muy fructífero, lleno de innovaciones artísticas y por lo tanto, muy importante en la historia del cine.

Los movimientos cinematográficos del Hollywood Clásico, así como el Impresionismo Francés, el Expresionismo Alemán y el Montaje Soviético comenzaron en este período. Además de estos movimientos, también empezaron a definirse los diferentes estilos y géneros de cine.  

La era de oro del cine mudo fue también muy importante desde el punto de vista técnico: nuevas técnicas de iluminación, el primer plano, el paneo y el montaje invisible (edición al corte de forma que no se notara, siguiendo una continuidad).

historia del cine mudo
Charles Chaplin

Historia del Cine Mudo

mark sennet peliculas cine mudo

Mack Sennet

Mack Sennet: Slapstick

La década de los años 20 fue la época dorada del cine mudo americano: espectáculo, grandes actores, diversidad de géneros… Entre éstos destacó el slapstick o cine cómico: los pasteles de nata, las locas persecuciones, los golpes, las bañistas…; Este nuevo género cómico surgió de la mano de Mack Sennett que descubrió a Charles Chaplin, Harold Lloyd,  Buster Keaton, Ben Turpin, Langdon… 

Mack Sennet, cuyo verdadero nombre fue Michad Sinnott, fue mago de profesión y nació en Quebec, Canadá, en 1884. Empezó como actor de películas cómicas de D. W. Griffith hasta que fundó la sociedad Keystone y se dedicó a producir, dirigir e interpretar películas de uno y dos actos. Pero serán dos cómicos concretos quienes harán universal el arte de hacer reír en la pantalla: Charlot y Keaton. Payasos geniales y, a la vez, críticos con su sociedad deshumanizada, sus gags han hecho reír a niños y a adultos de diversas generaciones, en todo el mundo. De Charlot es «La Quimera del Oro» (1925) y de Buster Keaton «El maquinista de la General» (1926).

La quimera del oro (1925) Charles Chaplin

Pero el cine cómico como tal no surge en EEUU sino en Europa, concretamente en Francia. Allí se imponía la singular personalidad de Max Linder, considerado unánimemente como el verdadero creador del cómico cinematográfico. Procedente de los teatros de los bulevares. 

Linder trajo una renovación en el film bufo. Anteriormente, este género estaba sólo limitado a dos efectos: el arrojarse tartas a la cara y las persecuciones. Max incorporó, además de esos dos recursos, un tipo de comicidad grotesca de las situaciones, basada en la observación psicológica. Pero la Primera Guerra Mundial troncó su trayectoria cinematográfica cuando se disponía a viajar a EEUU para iniciar su carrera en América. Fue herido en batalla y acabó muriendo en 1925. 

Sennet se dio cuenta de que Max Linder no había aprovechado al máximo las posibilidades de la cámara, sobre todo en lo que se refería a las persecuciones. Entonces, tomándolo como modelo, comenzó la producción de films que se distinguieron pronto por el movimiento frenético de las situaciones, por el empleo de la aceleración, de la cámara lenta, del montaje rápido y de la detención inesperada de la acción. Convirtiendo al bueno de Mack en una figura clave dentro de la historia del cine mudo. 

fatty arbuckle actores cine mudo
Fatty Arbuckle

Pero el bueno de Mack no sólo innovó en ese sentido sino que creó un universo cómico rozando lo absurdo. Esto no significaba que este universo fuera fantástico. Para lograr verosimilitud en sus guiones, introdujo historias que eran realistas y jamás se alteraba la lógica del relato. 

La característica principal de su cine fue la primacía de la imagen sobre cualquier otro elemento: los pensamientos eran exteriorizados y no se dejaba nada a la imaginación del espectador. Por ello, sus actores hacían reír más por su aspecto físico que por sus acciones. Ejemplo de ello fue Fatty Arbuckle, el famoso «gordo» del cine mudo, Ben Turpin, que tenía estrabismo  o Mack Swain, el llamativo villano que participaba en las películas de Chaplin.

Por otra parte, contrastando con estos excéntricos personajes, fueron recurrentes personajes femeninos como Mabel Normand, casi siempre actuando como una muchacha dulce e inocente. 

El objetivo principal de Mack Sennet con esta farándula era hacer a sus personajes lo más estúpidos que fuera posible. Para ello les hacía realizar una serie de acciones como volteretas, tortazos, se derrumbaban paredes y persecuciones vertiginosas. Por la utilización de estos recursos cómicos, muchas veces tildaron al cine de Sennett como «vulgar». Pero la contribución que hizo al desarrollo del cine cómico fue enorme. 

Charlot en el Baile (1926) Mack Sennett

Gracias a Mack se llegó al desarrollo pleno de lo que se conocería como estilo slapstick. Especial mención deberíamos dar a sus inicios en el cine, cuando Sennet convirtió a un grupo de policías en el máximo exponente del cine cómico (el famoso grupo de policías —los Keystone Cop-, la guerra de tartas, con una acción vertiginosa que dio lugar al estilo slapstick), sus discípulos Harold Lloyd y Charles Chaplin progresaron hacia un cine de mayor interés y efectividad. Una línea que progresaría gracias a las aportaciones de Búster Keaton. El cine cómico y la comedia se entrelazan en las películas de estos actores-directores, situándolos en la cumbre el cine que alcanzaron no sólo por sus propios trabajos sino, también, por el éxito popular conseguido en todo el mundo.

Características del Cine Mudo

Las características del cine mudo varían según el director o incluso según su actor protagonista, por ello desarrollaremos más abajo las características propias del cine de Chaplin, Keaton y Lloyd. En cuanto a las características generales del medio en esa época: 

Calidad de la imagen

La calidad visual de las películas mudas era a menudo bastante alta, a diferencia de lo que la mayoría de la gente piensa.  Existe la idea errónea, de que apenas se podían ver estos films por la falta de calidad de la imagen. Esta falta de calidad es actualmente así porque la mayoría de las películas mudas están mal conservadas, lo que lleva a su deterioro.

Además, existen otros casos donde las películas mudas que si están bien conservadas pero se reproducen a una velocidad de 24 fotogramas por segundo, lo que hace que se vean aceleradas (en la época de esta etapa del cine, se rodaba a 16 imágenes por segundo). También hay que tener en cuenta los cortes de censura que tuvieron en el pasado. Es por ello que se producen saltos o cortes bruscos, dando la impresión de un montaje deficiente.

Otro error muy extendido por el público general es que los films mudos carecían de color. De hecho, el color era mucho más frecuente en las películas mudas que en las primeras décadas de las películas sonoras. A principios de la década de 1920, aproximadamente el 80% de las películas podían verse en color, generalmente se usaba tonificación de la película («coloración»), pero también con procesos de color real como el Kinemacolor y el Technicolor.

Intertítulos

En la época del cine mudo, tanto el minutaje como la complejidad de las películas habían aumentado considerablemente. Esto suponía un grave problema para que los espectadores entendieran las acciones que ocurrían en los films mudos. 

Por ello, se utilizaron una serie de intertítulos. La misión de estos intertítulos era la de narrar momentos de difícil comprensión o resaltar diálogos claves de la historia. También, a veces desprendían opiniones o generaban comicidad. Es uno de los elementos más característicos de esta etapa del cine.  

intertitulos características cine mudo

Ejemplo de Intertítulos

El diseño de los intertítulos variaba según la película, la temática o el estilo y por la corriente cinematográfica en la que se insertaba. Por ejemplo , El gabinete del Dr. Caligari (1920) se utilizaron intertítulos estilizados según las normas del expresionismo alemán. Los diseñadores de los intertítulos se convirtieron en un nuevo oficio dentro del cine mudo. Normalmente, este profesional se encargaba de crearlos según él percibiera un problema de comprensión de las películas.   

El gabinete del doctor Caligari (1920) Robert Wiene

Música en vivo y otros tipos de acompañamiento sonoro 

Otra de las características del cine mudo era que durante las proyecciones de cine mudo casi siempre había presencia de música en vivo. Esta tradición de música paralela a la proyección venía desde las primeras películas de los hermanos Lumière.  Pero sería Edison el que sentó las bases de que, a ser posible, las películas debían estar acompañadas con una orquesta en vivo. La primera vez que se proyectó una película muda con una orquesta en directo fue en 1896 con la primera exposición de cine en los Estados Unidos en el Music Hall de Koster and Bial en la ciudad de Nueva York. 

características cine mudo

Napoleón (1927) de Abel Gance

En las grandes salas de cine se diseñó un foso entre la pantalla y las butacas para introducir a la orquesta. La introducción de música en vivo confería a los films un mayor nivel de dramatización, transmisión de emociones, por lo que ayudaba enormemente a la creación de la atmósfera cinematográfica. 

Sin embargo, no todas las salas de cine tenían el lujo de contar con una orquesta. En sustitución de orquestas, se solía usar a pianistas. Es por ello, que cuando actualmente vemos una película muda le incorporan como banda sonora una partitura de piano. Progresivamente, sobre todo en EEUU, se utilizaban órganos teatrales como el famoso Mighty Wurlitzer. Estos órganos podían imitar sonidos orquestales y efectos como:  trenes, bocinas de coches, pájaros e incluso disparos.  

Al principio las partituras eran improvisadas o utilizaban música ya compuesta. Pero con los años se crearon obras musicales específicas para cada film. Estas partituras contaban con notas detalladas sobre los efectos y los estados de ánimo a tener en cuenta en cada momento de las escenas.  Las primeras partituras completas designadas para una obra audiovisual fueron compuestas en 1908, por Camille Saint-Saëns para El asesinato del duque de Guisa (1908)y por Mikhail Ippolitov-Ivanov para Stenka Razin (1908)

En otros países como Brasil, por ejemplo, la música era grabada mientras que los cantantes se situaban detrás de la pantalla y cantaban. O en Japón, además de tener música en directo, también contaban con un narrador (benshi) que contaba la historia e incluso ponía voz a los personajes.  Gracias a la figura del benshi el cine mudo siguió consumiéndose en Japón hasta bien entrado los años 30. Porque el cine sonoro que llegaba de EEUU estaba en inglés (la barrera del idioma), cosa que con las películas mudas y la narración del benshi no pasaba.

Actores del Cine Mudo

buster keaton

Buster Keaton

Buster Keaton

Un gran discípulo de Mack Sennet fue Buster Keaton, canadiense también como su maestro, quien se inició muy joven en algunas películas cómicas con Fatty Arbukle. Pero muy pronto Keaton impuso su propia personalidad con la creación de un personaje que lo iba a hacer célebre: la del hombre que, incluso en las más estrafalarias situaciones, no ríe nunca

«Después de todo, la película cómica consiste, para el comediante, en hacerse el idiota, y cuanto con más seriedad lo haga, más ridículo será«.

La comicidad de Buster Keaton tiene su origen en su infancia. Los padres de Keaton  tenían un espectáculo de music-hall al en el que Buster Keaton, hacía de “estropajo humano” ( de ahí su nombre buster). Esto le propició a sus padres varias denuncias por malos tratos al niño pero nunca cancelaron su espectáculo “los 3 Keaton”. Así, desarrolló una gran habilidad acrobática y un total control sobre sus expresiones y emociones.

Por una ironía del destino, que parece obedecer, sin embargo, a cierta lógica intrínseca de su personaje, Buster Keaton terminó en un manicomio, víctima de un grave agotamiento nervioso. Aunque reapareció 25 años más tarde en El Ocaso de una Vida (1950), título muy a tono con su propia situación, y en Candilejas (1952), de Chaplin. Ya no era más que una patética sombra de sí mismo. Sin embargo, su pasado glorioso no fue olvidado. 

Un ejemplo de ello fue que la Muestra de Arte Cinematográfico de Venecia de 1963 le dedicó una bella retrospectiva, en la que se exhibieron sus mejores películas: El Ayudante del Carnicero (1917), Con la Soga al Cuello (1923), Veinte Mil Leguas de Chistes Submarinos (1924) y El maquinista de la general (1926).

One week (1920) Buster Keaton

Un actor que será recordado sobre todo por su aspecto físico, su rostro, su silueta y su impasible sobriedad. Características que mantuvo durante toda su cinematografía. Casi siempre llevaba zapatos enormes de puntas vueltas, pantalones mal ajustados, cuello de la camisa duro y alargado… siempre con corbata y chaqueta holgada.

Características del cine e interpretación de Buster Keaton:

  • Carácter sobrio, impasible, nunca exterioriza las emociones. De ahí su sobre nombre: “Cara de palo” y “El hombre que nunca ríe”.
  • Acrobacias, realizadas por él mismo, gracias a su habilidad física.  Por ello tuvo muchísimos accidentes a lo largo de su trayectoria.
  • Planos largos y planos secuencia. Con estos tipos de planos se podía ver perfectamente la acción.
  • Gags cómicos muy elaborados. Se suelen clasificar en  dos tipos: el gag de trayectoria: una serie de situaciones lógicas acaban desencadenando una acción concreta, y el slow burn o gag del deterioro:  el deterioro de una situación que en principio parecía sencilla.
  • Espontaneidad. Buster Keaton era su propio productor así que no tenía limitaciones a la hora de rodar y planificar las escenas (de hecho rodaba casi sin guion ni ensayos previos).

Charles Spencer «Charlie» Chaplin

Charles Chaplin cine mudo

El Chico (1921) Charles Chaplin

El célebre personaje del cine mudo por antonomasia fue Charles Chaplin.  Chaplin nació en Londres el 16 de abril de 1889 en el seno de una familia de actores judíos. Su padre fue alcohólico y abandonó a él y a su familia siendo Charles muy joven. 

El debut de Charles Chaplin en la interpretación fue cuando tenía 5 años, sustituyendo a su madre (que era cantante) en una representación. Chaplin dejó a la audiencia boquiabierta, asombrándola con su presencia natural y cómica, ya que en un momento de su interpretación imitó la voz de su madre. Poco a poco, la voz de su madre se fue apagando y Charlie junto con su hermano mayor Sidney tuvieron que sacar a la familia adelante. 

A pesar de las dificultades económicas, Chaplin estaba decidido a triunfar en el mundo del espectáculo. En 1897, utilizando los contactos de su madre, entró en una compañía de danza llamada Eight Lancashire Lads. Pero le costaba llegar a fin de mes y tuvo que trabajar de muchas cosas. Siguió insistiendo hasta que logró entrar en una compañía Fred Karno, donde Chaplin se convirtió en una de sus estrellas actuando como borracho en diferentes Sketches. Con la compañía de Karno, Chaplin tuvo su primera experiencia en los Estados Unidos. 

El Chico (1921) Charles Chaplin

En 1913, llamó la atención del productor cinematográfico Mack Sennett, quien firmó un contrato con Chaplin para cubrir la baja de un actor de Keystone por 150 dólares a la semana.

En 1914, Chaplin debutó en el cine en un cortometraje llamado Make a living (1914) de Henry Lehrman. Para diferenciarse de los demás actores de las películas de Sennett, Chaplin decidió hacer un personaje único e identificable, y así nació Charlot, con el que el público tuvo su primera experiencia en Kid Auto Races at Venice (Carreras sofocantes) (1914).  A partir de la creación del personaje de Charlot, Sennett le permitirá trabajar libremente y se iniciará en la dirección.

 

Durante el año siguiente, Chaplin apareció en 35 películas, entre ellas estaba El romance de Charlot (1914) de Sennett (en inglés: Punctured Romance de Tillie). El primer largometraje protagonizado por Chaplin y también el primero hecho en los Estados Unidos (anterior a El nacimiento de una nación (1915) de Griffith). 

En 1915 Chaplin dejó de colaborar con Sennett y se unió a los estudios Essanay. Durante su primer año con la compañía cinmatográfica, Chaplin hizo 14 películas, incluyendo Charlot vagabundo (1915) dirigida por él mismo. Este film es considerado el primer clásico del actor, donde se ven temáticas a las que seguirá recurriendo a lo largo de toda su carrera.

Durante la década de 1920, Chaplin se lanzó directamente al estrellato y se convirtió en uno de los personajes más reconocibles del mundo. Fue durante esta década cuando realizó algunas de sus películas de referencia, como El chico (1921), El peregrino (1923), Una mujer de París (1923), La quimera del oro (1925), El circo (1928). Los últimos tres films fueron producidos por United Artists, un estudio de cine fundado el 5 de febrero de 1919 por cuatro grandes de Hollywood: Charles Chaplin, Douglas Fairbanks, Mary Pickford y David Wark Griffith.

 

Charlot: El célebre personaje del cine mudo

Uno de los elementos más importantes en la carrera cinematográfica de Chaplin fue la caracterización y personalidad de sus personajes. En sus inicios, cuando comenzó actuando como borracho, daba mucha importancia a la caracterización. 

En este caso, la indumentaria de su personaje encajaba en un perfil burgués con sombrero, bigote y smoking. Chaplin se basó en esos personajes de borrachos para sentar las bases para la construcción de su personaje más célebre: Charlot.

El personaje de Charlot se caracterizaba por tener bigote y un andar muy peculiar con los pies separados apuntando hacia los laterales. Su indumentaria constaba de una chaqueta desgastada con forma de smoking, unos pantalones y zapatos grandes también desgastados, un bombín y una caña como bastón. 

En cuanto a interpretación, dotó a su personaje de una sensibilidad y humanidad que conquistó los corazones de todos los espectadores. En sus películas, Charlot siempre encontraba una salida a los problemas que se le presentaban, por muchas dificultades e injusticias que tuviera que hacer frente, siempre lograba superarlas. 

Cuando Chaplin interpretaba otros personajes diferentes a Charlot, cambiaba su indumentaria y su forma de andar. Lo que nunca cambiaba era su peculiar bigote. Es una seña de identidad para transmitir al espectador que está viendo una obra cómica aunque interprete al mismísimo Hitler en El gran Dictador (1940). 

actores cine mudo chaplin

El personaje de Charlot 

Características del cine de Charles Chaplin:

El cine cómico de Chaplin tiene semejanzas con el cine de Sennet sobre todo en el sentido artístico y formal. En cuanto a contenido, el cine de Chaplin es mucho más profundo, tratando temas con trasfondo social. Es así porque Chaplin infunde en sus temáticas su propio mundo personal y sus experiencias

Chaplin llegó a ser conocido como un perfeccionista. Le encantaba experimentar y a menudo sus rodajes se convertían en auténticos infiernos: numerosas tomas, reconstrucción de sets completos el mismo día de rodaje, despidos de actores por considerar que no encajaba en el personaje… 

  • Temáticas: 

Temáticas con trasfondo Social. Trata temas como la pobreza, la esperanza de una vida mejorcrítica al modo de vida americano y a las instituciones, representación de un mundo justo. Otro de los temas recurrentes en sus films es el del amor y la fraternidad. 

  • Personajes recurrentes:

 El personaje protagonista de Charlot, la bella ingenua de la cual Charlot se enamora, el villano (normalmente la clase adinerada y rica). 

  • Características Formales:

La música acompaña a la acción, lo que infunde gran ritmo cinematográfico y a la transmisión de emociones. Además, utiliza muy bien el lenguaje visual mudo del gag, con un trabajo de efectos especiales que contribuyen a la comicidad. Como por ejemplo, la famosa escena en patines de Tiempos Modernos (1936).

Escena de los patines en Tiempos Modernos (1936)

Harold Lloyd

Harold Lloyd actores cine mudo

Harold Lloyd

Otros de los mejores actores del cine mudo fue Harold Lloyd. Nació el 20 de abril de 1893 en Nebraska, EE.UU. Fue junto con Buster Keaton y Chaplin, unas de las estrellas más famosas y mejor pagadas de la década de 1920. Aunque, eso si, siempre estuvo en un segundo plano, eclipsado por las dos estrellas del cine mudo. 

Lloyd, hijo de un fotógrafo comercial, sabía aún siendo niño que quería dedicarse a la interpretación.  Comenzó a interpretar papeles menores en cortometrajes hasta que consiguió ser miembro de la compañía de comedia Keystone de Mack Sennett. 

Posteriormente, en 1915 Lloyd se unió a la nueva compañía de actuación formada por Hal Roach, un ex actor que se había convertido en productor. Tras varias películas sin éxito, consiguió sus primeros éxitos con el personaje llamado Lonesome Luke. A pesar del notable éxito que habían tenido con las películas de la serie Lonesone Luke, Lloyd no quería que le tacharan de ser una copia barata de Chaplin, por lo que decidió volver a cambiar de personaje. 

A diferencia de Chaplin, no vestía una indumentaria de un vagabundo ni andaba de forma rara. También se diferenciaba de Buster Keaton ya que su personaje no era «serio y estirado».  Teniendo claro que quería diferenciarse, Harold se colocó unas gafas redondas y un sombrero de paja.  Su personaje estrella era un hombre normal, lleno de ingenuidad, tímido pero vivaz, solitario pero aventurero. 

Escena del reloj de El hombre mosca (1923) 

Con este nuevo personaje obtuvo gran éxito con el cortometraje The City Slicker (1918). Este corto fue el principio de una serie de películas que lo lanzó al estrellato. Entre ellas Doctor Jack (1922), El Mimado De La Abuelita (1922) o ¡Venga alegría! (1923), todos los films rodados por los directores Sam Taylor y Fred C. Newmeyer.

Las películas de Harold derrochaban dinamismo y vitalidad, y en ellas mostraba sus gags con capacidades atléticas y físicas que sorprendían al público de la época. Ejemplo de ello son sus grandes obras maestras como El Hombre Mosca (1923), Casado y Con Suegra (1924), El Tenorio Tímido (1924), El Estudiante Novato (1925), o Relámpago (1928).

 

Características del cine e interpretación de Harold Lloyd:

Poco a poco fue desarrollando su propio estilo humorístico a partir de la trama y las situaciones de riesgo. De hecho, se le considera el primer actor cómico en utilizar el peligro físico como elemento cómico. Lloyd hizo sus propias acrobacias y fue conocido como el actor más valiente del cine.

En los rodajes, llevaba su físico al extremo. Por ejemplo, una vez le estalló un artefacto de efectos especiales y tras este accidente perdió dos dedos de una mano. Pero el accidente, en vez de afectarle negativamente, le dio más fuerza para convertirse en un auténtico referente del cine cómico.

Últimos años

El pico de popularidad de Lloyd se alcanzó durante el periodo del cine mudo, cuando el énfasis estaba en el humor visual más que en el verbal. Aunque hizo muchas películas después de la llegada del sonido, su carrera, al contrario de lo que le ocurrió a Chaplin, la llegada del cine sonoro significó un agravamiento su popularidad. No supo adaptarse a los nuevos tiempos y su voz no estaba hecha para la interpretación sonora.

El gran Harold Lloyd falleció en Beverly Hills a causa de un cáncer de próstata, dos años después que su mujer Mildred Davis, el 8 de marzo de 1971. Tenía 77 años. Está enterrado en el Forest Lawn Memorial Park, de Glendale, California.